Somos muchos los que valoramos el arte que aporta el cómic ya que más allá de poder narrar una fantástica historia, nos alegra la vista a aquellos que disfrutamos dibujando. Es por ello que es fácil encontrar en las estanterías de los apasionados a la lectura, un importante hueco para los cómics ya que son capaces de transmitirnos historias de una forma distinta gracias a sus ilustraciones. Además, es habitual contar con ediciones para coleccionistas de aquellas obras que realmente te han marcado y han dejado huella en algún momento de tu vida.

Echando la vista atrás, no puedo sino acordarme de mis primeros cómics, los cuales deboraba tarde tras tarde. Era imposible empezar a leer la primera página sin poner todos los esfuerzos en no cerrar el ejemplar hasta llegar a la última a pesar de que los párpados pesasen. ¿De que títulos hablo? Seguramente de los mismos que muchos de vosotros habéis tenido en vuestras manos, Mortadelo y Filemó y el Capitán Trueno.

Estoy convencido que muchos de vosotros al leer ambos títulos habéis esbozado una sonrisa fruto de un recuerdo evocado desde vuestra infancia pasando horas y horas disfrutando de estas aventuras. Risas y carcajadas con los agentes de la TIA y tardes de sorpresa, asombro y expectación con las aventuras del Capitán Trueno.

¿A qué viene tanta nostalgia? Basícamente a que he podido volver a sentirme como cuando era niño disfrutando de estos cócmis gracias a leer una noticia de Signo Editores en Cultura en Cadena. Signo Editores se trata de una editorial de nuestro país con una larga trayectoria a sus espaldas y como curiosidad, considerada una de las mejores empresas para trabajar en España gracias a las condiciones y formación que ofrece a sus trabajadores.

Sin embargo, el motivo de mi alegría, vino al leer que esta editorial llevaba a cabo una espectacular edición coleccionista tanto de El Capitán Trueno como de Mortadelo y Filemón. Sinceramente, yo no me considero un coleccionista pues no soy alguien que pierde la cabeza a la hora de comprar este tipo de productos ni busco ediciones limitadas para conseguir cierta exclusividad. Sin embargo, he de confesar que en esta ocasión sí me deje llevar por ese niño interior que llevaba dentro y las prisas se apoderaron de mi a la hroa de hacerme con estos ejemplares.

Si bien tenía multitud de cómics tanto de Mortadelo y Filemón como de Capitán Trueno, con el paso de los años han ido quedando en paradero desconocido o han sucumbido al desgaste y el paso del tiempo. Es por ello, que volver a tener la oportunidad de disfrutar de dos de los cómics que más me han marcado en mi infancia y como lector gracias a Signo Editores, fue una gran noticia. ¿El resultado? Inmejorable, tomos con materiales de primera calidad y con todo lujo de detalles. Si sois fans como yo de el Capitán Trueno o Mortadelo y Filemón, no dejéis la oportunidad de haceros con estas ediciones especiales de Signo Editores.

Dejar respuesta